Mi nuevo amigo


Hay días en los que estar en un país donde no se conoce casi la lengua y todo a los alrededores es tan poco familiar, que uno se agobia. Y aunque adoro esta ciudad, necesito muchas veces transportarme a otros rincones. Por suerte, esta semana conocí un nuevo amigo. Se llama Dolnośląskie Centrum Filmowe (DCF) y es un cine nuevo donde sólo se pueden ver pelis independientes. Precisamente esta semana se está llevando a cabo un festival de cine internacional y en las últimas 48 horas he presenciado dos medias pelis, medios documentales que han sido capaces de transportarme y concientizarme sobre muchos temas variados de la vida y la ciencia.

La primera de ellas se titula PROJECT NIM (2011). Es una producción británica filmada en los Estados Unidos y cuenta la historia de un psicólogo de la Columbia University que en los años 70 se dedica a investigar la similitud entre los primates y los humanos, sobre todo con relación a la comunicación y la lingüística. La peli se centra en un proyecto de investigación en el que el científico intenta probar si es posible que un chimpancé, criado desde su niñez en contacto directo con humanos, sea capaz de aprender a comunicarse de manera básica utilizando el lenguaje de señas. Nim, un chimpancé recien nacido, que ha sido arrebatado de su madre, es su sujeto de estudio.

Durante 90 minutos el director, James Marsh, nos hace el recorrido de la vida de Nim iniciando en el momento en el que es llevado a la casa de una familia hippie de 7 hijos en Nueva York, donde la ¨madre¨ le da el pecho, lo visto como a un niño y el chimpancé es criado como un hijo más.

Con la ayuda de una maestra va aprendiendo señas básicas para comunicarse. En un principio Nim se muestra cariñoso y contento de estar en su nuevo hogar, pero poco a poco, la historia va tornándose más violenta, triste y trágica. No contaré más detalles ni cómo termina el documental. Sólo diré que merece muchísima pena verla… sobre todo por el sentido humano, el parecido enorme que compartimos con estos seres y por las cuestiones éticas que involucran los experimentos con animales. ¡Seguro que llorarán y se reirán a la vez!

 La segunda historia está basada en un pueblito palestino llamado Bil´in y narra las vivencias de un campesino llamado Emad Burnat y su resistencia no-violenta en contra de las acciones de la milicia israelí. Emad y Soraya, una palestina criada en Brasil, viven en Bil´in, un pueblo separado por un muro construído por los israelíes sobre las tierras de los campesinos, y tienen 4 hijos. Cuando nace su cuarto hijo, Emad compra su primera cámara y a través de los años se dedica a documentar la resistencia encabezada por dos de sus amigos junto con la crianza de sus hijo.

Su vida y la de su familia no tardarán en verse fuertemente afectadas por los hechos que se producen en Bil´in. Arrestos diarios, bombardeos y ataques violentos por parte de los israelíes son la orden del día. Su primera cámara es destruída a causa de esto y así consecutivamente hasta llegar a la quinta.

Con cada aparato vemos desdoblar un capítulo en la vida de este hombre que sólo busca la paz para su familia y volver a vivir tranquilamente en su tierra. Sin más, Five Broken Camaras (2011), es una magnífica crónica del sangriento e injusto conflicto israelí-palestino y no cabe duda de que levantará grandes pasiones en quienes tengan la oportunidad de presenciarla.

 ¡Gracias al buen cine por ser capaz de transportarnos a rincones desconocidos y hacernos comprender mejor el mundo!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s